top of page
  • blog7684

Cómo la psicoterapia cambia el cerebro

La psicóloga Marta Viada Richi, estudiante de máster que está haciendo prácticas en la Consulta, escribe este artículo para el blog de Neuropsicología y Salud de la Consulta sobre los cambios que la psicoterapia realiza en el cerebro.



A través de esta pregunta queremos hacer referencia a cómo la psicoterapia está integrada dentro de la neurociencia, y de la importancia que tiene este vínculo, que puede parecer algo complejo, pero es una integración que existe y que es interesante conocerla. Pero, aunque existe una posible unión entre los dos conceptos, también de manera individual son dos términos que tienen su aportación específica. La neurociencia es aquella que tiene la función de comprender las funciones cerebrales, por lo que su aportación es el conocimiento del cerebro y de su funcionamiento. Y la psicoterapia tiene una aportación de muchos años de experiencia clínica, el conocimiento de la complejidad del ser humano y de los procesos de intervención en salud mental.


Por ello, vemos que tanto la neurociencia como la psicoterapia pueden aportar grandes conocimientos, y se quiere observar cómo la psicoterapia puede llegar a cambiar el cerebro de las personas, pero, en primer lugar, ¿qué es la psicoterapia?


La psicoterapia es el proceso interpersonal elaborado para ofrecer modificaciones de los sentimientos, pensamientos, actitudes, comportamientos que pueden producir malestar significativo a la persona. Dentro de la psicoterapia encontramos perspectivas concretas a la hora de realizarlo, por ello, es complejo dar una definición global de la psicoterapia.


Según Frank (1974) habló de la psicoterapia como si fuese un tipo de cura, siendo una persona que sufre por algo y que busca ayuda de otra persona, creando una relación. Por esto, la psicoterapia busca analizar los problemas de las personas desde unos enfoques terapéuticos concretos, que ayudarán a encuadran las necesidades de la persona y los objetivos que se quieren conseguir a través de esta psicoterapia. Con ello, se utilizarán unas estrategias diferentes y específicas a cada relación terapéutica.


La psicoterapia tiene mucho que ofrecer porque tiene muchos años de experiencia clínica además de una gran comprensión del comportamiento del ser humano y de procesos de intervención y tratamiento sobre aquellas dificultades que se presentan en salud mental. La psicoterapia está bajo una perspectiva de la neurociencia porque es un tratamiento que es biológico y que es un tratamiento que científicamente se ha comprobado, además de ser un tratamiento individual, y por ello, es un tratamiento que trabaja directamente sobre el cerebro y sobre su funcionamiento.


Por otro lado, se considera que una terapia es exitosa o eficaz cuando puede producir algún cambio o modificación en el cerebro, siendo este cambio integral, duradero y que se pueda medir en el cerebro. A raíz de esta afirmación sobre las terapias exitosas, han aparecido diferentes estudios que hablan sobre una reflexión muy interesante afirmando que, si la terapia exitosa consiste en modificar el cerebro y si la acción de la psicofarmacología se fundamenta en realizar cambios en el cerebro, por lo tanto, la psicoterapia podría ejercer un efecto neurofisiológico al mismo nivel que los fármacos.


Por otro lado, últimamente dentro de los estudios sobre los genes de las personas y sobre la determinación de la genética se habla sobre el término de la epigenética. Este concepto está haciendo que se reflexione más sobre las experiencias y el ambiente en el cual las personas se desarrollan. Por esto, se está observando que la genética no es tan determinante como se pensaba, sino que las experiencias pueden cambiar la expresión de los genes. A raíz de esto, se está estudiando acerca de las funciones de los genes, siendo estas funciones dos: la primera la herencia, aquello que sí que es totalmente genético y que se hereda, pero la segunda función observando que el fenotipo está influenciado por el ambiente. Este estudio sobre la epigenética nos da información sobre que no todo es herencia, sino que el ambiente, las experiencias vividas cambian la forma de actuar. La epigenética está trayendo nuevas aportaciones, y esto da base a que la psicoterapia puede ser efectiva en los pacientes y que puede haber un cambio en el cerebro. Por otro lado, vemos que los recuerdos de las personas pueden cambiar cada vez que los contamos o los recordamos. A través de la psicoterapia, si un psicoterapeuta da un feedbaak o información nueva, podemos unir esa información adicional al recuerdo, por lo que ese recuerdo cambia y se guarda de manera diferente, por ello, los recuerdos están cambiado y en movimiento según lo que se vea.


Principios de Kandel (1998)

Kandel (1998) es un autor que ha realizado muchas explicaciones sobre la psicología y en uno de sus estudios habló sobre unos principios generales que pueden ser fundamentales: El primer principio al que hizo referencia fue a los procesos mentales, haciendo hincapié en su complejidad, y que estos derivan de diferentes procesos u operaciones del cerebro, y que por ello una alteración en las funciones cerebrales daría resultado a trastornos mentales.


Otro principio fue que los trastornos mentales tienen un componente genético, pero no único. El siguiente principio, en línea con el anterior, el aprendizaje puede producir alteraciones en la expresión de los genes, por lo que no es solo genética, sino que factores sociales y del desarrollo también pueden contribuir en gran medida. Y, por último, que la terapia es eficaz cuando realmente se producen cambios en la conducta de la persona.


Después de toda esta información, nos podemos preguntar exactamente cómo cambia la psicoterapia al cerebro. Pues lo que vemos es que la psicoterapia produce acciones sobre el cerebro, los cambios son producidos en las redes cerebrales, y esto son indicadores de la calidad existente de la psicoterapia. Es importante conocer los mecanismos que tiene la psicoterapia en la cognición y la plasticidad cerebral de la persona para que el psicólogo pueda llevar un buen control. Como la psicoterapia es una acción sobre el cerebro, se está observando que cada vez es más importante estar actualizado en las neurociencias para realizar un buen manejo clínico. Por esto, cada vez se demanda a los psicólogos que tengan más conocimientos de la estructura y el funcionamiento del cerebro, ya que su terapia va a actuar directamente sobre el cerebro.


Por esto, se concluye que es importante conectar la psicoterapia con la neurociencia porque nos va a ayudar a mejorar las intervenciones con los pacientes ya que se actúa sobre el cerebro. La psicoterapia cambia al cerebro produciendo aprendizaje, produciendo cambios químicos, produciendo cambios en la tasa metabólica o la activación de algunas áreas en concreto y como hemos visto, produciendo cambios epigenéticos. Se puede decir que la psicoterapia ayuda a normalizar la estructura y las funciones de las áreas afectadas y que produce cambios compensatorios.


Como hemos estado diciendo, la neurociencia ayuda a entender las diferentes bases biológicas que existen en la conducta compleja y de aquellos trastornos mentales. Y la psicoterapia tiene varios años de experiencia clínica y ha sido demostrada su efectividad en los últimos 20 años.


Para terminar, la psicoterapia es la forma de tratamiento, y la neurociencia es un conjunto de disciplinas que confluyen conjuntamente para estudiar todo el funcionamiento del cerebro, pero no interviene de manera psicoterapeuta. La neurociencia ofrece una visión a la psicoterapia, pero la terapia va a dar uso de ello para ayudar a mejorar a los pacientes. En conclusión, vemos que es posible la integración entre la psicoterapia y la neurociencia, ya que ello va a ayudar a realizar mejores intervenciones, y por ello, ayudar a los pacientes. Y que es posible el cambio en el cerebro del paciente a través de la psicoterapia, ya que la psicoterapia es exitosa cuando se producen cambios en el cerebro. Además, es muy importante seguir estudiando sobre ello, y sobre los efectos que tiene la psicoterapia en el cerebro del paciente.




Referencias:


Balmaseda, R. (2020, 3 agosto). Cómo la psicoterapia cambia el cerebro. [Vídeo]. YouTube. https://youtu.be/NERQDihu_-Q Frank, J. D. (1974). Psychotherapy: The restoration of morale. American Journal of Psychiatry, 131, 271-274. Kandel ER. A new intellectual framework for psychiatry. Am J Psychiatry 1998; 155: 457-69


53 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

Comments


bottom of page